“En el futuro, al combinar nuestro creciente conocimiento biológico con la inteligencia artificial avanzada, los sistemas externos podrían conocerte mejor de lo que tú mismo te conoces y controlarte y manipularte con una eficiencia sin precedentes “ (Yuval Noah Harari, 2018)

Esta frase nos puede servir como introducción para comprender la importancia de la formación emocional en nuestras vidas y adentrarnos en los nuevos retos que tenemos para el desarrollo de la inteligencia emocional que resumo a continuación.

Identificar las emociones en el mundo hiperconectado e inmediato

Para poder identificar las propias emociones es necesario hacer una pausa para reflexionar sobre aquello que estamos sintiendo y relacionar con nuestros pensamientos y nuestras conductas.   En el mundo de la hiperconexión queda poco tiempo para reflexión y la pausa . Para muestra un botón. Este anuncio nos puede servir para la reflexión. “Ya he reflexionado”

Lenguaje empobrecido

G.Orwell en su novela 1984 imagina  el neolenguaje que solo admite las palabras imprescindibles para la comunicación. Por ejemplo, los sinónimos eran eliminados y se dejaba una sola de las palabras para designar un objeto o acción. Dos de las palabras perro, can o chucho son prescindibles dentro de la neolengua. En 2019 el modo de comunicación se va pareciendo cada vez más al propuesto por Orwell y, como la realidad supera a la ficción, las imágenes van ganando terreno al lenguaje. En lo que respecta a la comunicación emocional,  los emoticonos estandarizados intentan suplir a las palabras para definir las emociones. Con este empobrecimiento del lenguaje, se van perdiendo también los matices. El vocabulario emocional mengua, lo cual provoca que existan más dificultades a la hora de expresar y comprender las emociones propias y ajenas. 

Menor contacto cara a cara 

En la segunda década del siglo XXI las interacciones cara a cara van siendo cada vez menores. La comunicación emocional pierde su parte del lenguaje no verbal, del tono de voz o de un  silencio. Se pierden sin duda matices emocionales y cuesta más escuchar aquello que no se verbaliza. 

Máquinas capaces de detectar las emociones y crear pseudo emociones.

La relación con los dispositivos tecnológicos permiten que una máquina conozca los momentos en que las personas sienten de determinada manera. Existen robots capaces de crear pseudo emociones  e interactuar con personas como si estuvieran expresando un sentimiento. . Después de la experiencia en países con grandes avances en robótica como Japón , algunos autores apuntan que puede existir una deshumanización por haber creado relaciones con pseudo emociones para las que  aún no estábamos preparados. Hay muchas preguntas para las que ahora no tenemos respuesta (cómo relacionarse con las máquinas)  

C:\Users\YANINA Y DAVID\AppData\Local\Microsoft\Windows\INetCache\Content.MSO\43BB591F.tmp

Ante estos retos que se presentan os propongo una serie de recomendaciones emocionales:

  • Encuentra momentos para hacer una pausa, conecta con tus emociones, párate a pensar cómo te has sentido en el día, escucha tus emociones, no las juzgues.  Trata de huir del “siempre conectado”
  • Busca el contacto emocional íntimo y  cara a cara: Provoca contactos personales con tus amigos y con tu familia donde poder hablar de forma sincera. 
  • Cuando estés con alguien, escucha lo que no habla, sus silencios, sus emociones, su tono de voz, lo que te transmite…
  • Se crítico con las emociones creadas de forma artificial  en las redes sociales o las noticias. Piensa que los expertos en tendencias y publicidad saben que la emoción mueve más que la razón. 
  • Limita   los “espías biométricos”  que conocen nuestras emociones ( Teléfonos,  altavoces “inteligentes” robots de compañía…)
  • Procura establecer hábitos saludables de alimentación sueño y ejercicio físico. Tu cerebro emocional funcionará mejor. 
  • Da las gracias a diario por todo aquello bueno que tienes en tu vida. 

Si quieres  desarrollar tu competencia  emocional, o necesitas orientación para preparar a tus hijos, hijas o alumnado, ahora es el momento de pasar a la acción y consultar la formación que mejor que se adapte a tus necesidades. 

En un futuro próximo podrás asistir al evento que organiza el IEIE, donde se profundizará en los futuros retos de la inteligencia emocional.  Si quieres más información sobre el evento puedes contactar en info@ie-inteligenciaemocional.com

 David González:  Formador  del área educativa del IEIE.